Boda letizia y alonso guerrero

Boda letizia y alonso guerrero

Felipe vi

Tras la comida, la fiesta no se hizo esperar. En ese día de felicidad todos bailaron, brindaron y tomaron miles de fotos con la intención de capturar en el tiempo aquella mágica unión. Eso sí, ninguna trascendió a los medios. Sin embargo, tal como se publicó, un día antes de anunciarse el compromiso de Felipe VI con Letizia Ortiz, Alonso habría llamado a sus familiares para que destruyeran esas instantáneas. Tras esto, alguien debió de no hacerle mucho caso y habría intentado ganarse 600.000 euros a costa de ofrecer una de las exclusivas más jugosas. Habladurías aparte, Almendralejo vivió la ruptura de Alonso y Letizia casi como una derrota personal.

letizia of spainqueen of spain

Ni crisis ni nada que se le parezca. Se rumoreaba que Kiko Matamoros y su novia Cristina habían vivido su primera pelea a costa de la exclusiva que leemos este miércoles en Lecturas, la primera que protagonizan juntos.
Pero ojo, porque es una portada trampa: en páginas interiores, de nuevo, sólo encontramos declaraciones de ella. Ni una palabra de Matamoros. El colaborador de Sálvame está jugando a ser su agente: «Me cerró una intervención en el Deluxe pero yo no quería ir, entiendo que se enfadara porque le dejé tirado», explica la dama.
El contrato de confidencialidad ha debido llegar a su fin. Nicolás Vallejo-Nágera, Colate, habla en exclusiva para Semana de su pasado con la diva mexicana. Aunque su mala relación es de sobra conocida, no es muy habitual leerle declaraciones como las que hace este miércoles.
Colate dice que «perdona a Paulina todos los días» pero que «le gustaría tener otra relación» con ella por el bien de su hijo. Cuenta que no existe comunicación con la cantante, que se hablan por escrito a través de sus abogados y reconoce que es la mujer que más le ha hecho sufrir. Hasta que llegue la próxima, está abonado a todas las aplicaciones que existen de citas.

wikipedia

El ex de la Reina llegaba a la ceremonia del brazo de su madrina y con gesto algo nervioso. Vestía un traje negro con camisa blanca y detalles color vino. Destacaba el ramillete de flores blancas que lucía en su solapa.
Poco después hacía su entrada la novia, que recibió un caluroso recibimiento de los ciudadanos que se habían congregado para ver a los novios. Dolores escogió un vestido de gasa malva con la parte superior de pedrería y fular a juego.
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io

letizia ortiz

Es una anécdota que la reina Letizia preferiría borrar de su memoria, pero que Carlos García Calvo recuerda en su libro póstumo Letizia. De la A ala Z. Parece una venganza. El fallecido periodista supo rebuscar con mucho detalle en la hemeroteca y desvela que en su primera boda con Alonso Guerrero en Almendralejo, el 7 de agosto de 1998, la hoy esposa de Felipe VI se encontró en el restaurante en el que se celebró el banquete nupcial dos figuras de cisnes realizadas con sendos bloques de hielo.
Dicen que se quedó atónita, perpleja, pero que su carcajada se escuchó en todo el recinto. Un detalle hortera presidiendo el festejo. Lo más agoreros opinan que aquel ‘vuelo del cisne’ helado trajo mala suerte al matrimonio del profesor y la alumna, que acabaron separándose y tomando caminos separados.
Cuando se casó con el actual rey, un amigo o familiar «traidor», estuvo a punto de vender las imágenes a cambio de seiscientos mil euros, pero la ‘maquinaria real’ impidió el trato, tras enterarse de la ‘jugada’ gracias a la llamada de una periodista amiga de Letizia que descubrió el asunto.

Boda letizia y alonso guerrero on line

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad