Comidas frescas para verano

Comidas frescas para verano

Comida fresca mexicana

Son alimentos frescos y por tanto, perecederos, aquellos que por sus características naturales conservan sus calidades aptas para la comercialización y el consumo durante un plazo inferior a 30 días o que precisan condiciones de temperatura regulada, de comercialización y de transporte.
Estos alimentos los puedes adquirir sin envasar o envasados, si así lo solicitas al vendedor. En ambos casos, el etiquetado tendrá que indicar, como mínimo, la denominación de venta y cuantificación del producto o ingrediente y, en los casos en los que se exija, deberá indicarse la categoría de calidad, la variedad y el origen. Cuando el alimento sea envasado en los propios establecimientos comerciales y se presenten así, el mismo día de su envasado, para su venta inmediata en dicho establecimiento, el etiquetado deberá indicar los datos previstos para los productos envasados, la excepción del lote.
El etiquetado de CARNE debe incluir, obligatoriamente, la clase o el tipo de canal de origen y la denominación comercial de la pieza de que se trate. La carne y demás derivados cárnicos, que producidos por establecimientos de comercio al por menor (como carnicerías), se te presenten envasados para la venta, llevarán en el etiquetado (además de lo indicado en los productos envasados), la marca sanitaria y, en el caso de los derivados cárnicos, la denominación comercial conforme a las normas de calidad correspondientes a cada tipo de producto, o bien las denominaciones comerciales consagradas por el uso y las clasificaciones de calidad tipificadas en dichas normas, haciendo especial mención de la especie o especies a partir de las que se obtuvo la carne y la lista de ingredientes.

recetas para el calor

El tiempo y las estaciones influyen mucho en nuestra forma de comer. Bajan las temperaturas y todos morimos por un buen plato de cuchara y los reconfortantes guisotes de toda la vida. Suben las temperaturas y nos vamos al extremo opuesto, el cuerpo nos pide recetas frescas y ligeras con las que combatir el calor, mantenernos hidratados y llenar el estómago sin pesadez.
Si bien este tipo de elaboraciones suelen ser frescas o refrescantes, puede que algunas de ellas fallen en lo de ligeras. Por eso, para quienes queréis una combinación de ambas cosas en vuestros platos hemos hecho un repaso de nuestro recetario, buscado bien en nuestros archivos y seleccionado 47 recetas frescas y ligeras para el verano.
De entre las carnes, la de conejo es recomendable por su bajo contenido en grasa. Igualmente las aves, como el pavo y el pollo, que, además, se pueden servir frías sin sacrificar para nada su disfrute. Esta receta de salpicón de pollo o esta otra de redondo frío de pollo son buena muestra de ello. Perfectas para preparar con antelación y llevar de picnic.

comida refrescante para o calor

El tiempo y las estaciones influyen mucho en nuestra forma de comer. Bajan las temperaturas y todos morimos por un buen plato de cuchara y los reconfortantes guisotes de toda la vida. Suben las temperaturas y nos vamos al extremo opuesto, el cuerpo nos pide recetas frescas y ligeras con las que combatir el calor, mantenernos hidratados y llenar el estómago sin pesadez.
Si bien este tipo de elaboraciones suelen ser frescas o refrescantes, puede que algunas de ellas fallen en lo de ligeras. Por eso, para quienes queréis una combinación de ambas cosas en vuestros platos hemos hecho un repaso de nuestro recetario, buscado bien en nuestros archivos y seleccionado 47 recetas frescas y ligeras para el verano.
De entre las carnes, la de conejo es recomendable por su bajo contenido en grasa. Igualmente las aves, como el pavo y el pollo, que, además, se pueden servir frías sin sacrificar para nada su disfrute. Esta receta de salpicón de pollo o esta otra de redondo frío de pollo son buena muestra de ello. Perfectas para preparar con antelación y llevar de picnic.

recetas fáciles

El verano es un tiempo de relax familiar y de cierta relajación en los hábitos. En este artículo de proponemos platos ligeros y saciantes, para organizar de forma sencilla la alimentación familiar y trucos para organizarte cuándo comes fuera o vas de picnic.
En la época estival, la alimentación se debe adaptar a los nuevos horarios de comidas y a las altas temperaturas que con frecuencia reducen el apetito.Los alimentos más interesantes para esta época, son los saciantes, hidratantes y que además aporten vitalidad, proteínas magras, minerales, vitaminas y antioxidantes.
Los alimentos que son naturalmente ricos en nutrientes son las frutas, legumbres y verduras, las carnes magras, pescados, granos enteros, productos lácteos, semillas, brotes y las grasas favorables como aceite de oliva virgen extra, frutos secos, aguacate y aceitunas.
Los platos con más nutrientes, menos calorías y que te aportan energía son los que combinan alimentos de estos grupos, por ejemplo una ensalada completa en la que haya diferentes tipos de hojas, algo de proteína, semillas, brotes … es un plato muy completo, es saciante y  te ayuda a estar bien [email protected]

Comidas frescas para verano online

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad